Helado de chocolate

Hoy haremos un helado de chocolate muy fácil, además repasaremos algunos conocimientos básicos de la congelación.
La congelación:
Para obtener un helado untuoso se debe batir durante la fase llamada << de congelación >> para evitar la formación de cristales.
Es más difícil que se formen estos cristales cuando la temperatura de congelación es muy baja.
Por otra parte, algunas preparaciones como los parfaits debido a la gran proporción de nata que contienen, no precisan de ningún tipo de batido durante la congelación.
Por el contrario la formación de cristales aumenta si proporción de azúcar, nata o de alcohol es menor.
El congelado o congelación puede hacerse mecánicamente  con la ayuda de una maquina o de forma manual utilizando el congelador.

El congelado mecánico:

Las maquinas, remueven la nata durante el proceso de congelación, evitando de esa manera la formación de cristales.
Existen dos tipos de maquinas: las primeras, las turbinas para helado, tienen una unidad refrigerante independiente. Estas maquinas son las más caras.
Las segundas, las sorbeteras, están provistas de un recipiente o disco frigorífico que hay que meter en el congelador varias horas antes de su uso.

El congelado manual:

Es más incomodo, aunque al mismo tiempo, es posible con el conseguir muy buenos helados sin tener que recurrir a una sorbetera. Después de haber metido la crema durante cierto tiempo en el congelador, hay que verificar que los bordes estén ya  duros pero en el centro todavía liquido.


Con la ayuda de unas varillas, se bate enérgicamente la mezcla y a continuación se coloca de nuevo en el congelador. Hay que repetir la operación entre una y 3 veces.

Y por fin vamos con la receta.
Ingredientes:

1  litro de leche
50 gramos de leche en polvo
70 gramos de azúcar invertido (se puede sustituir por miel)
6 yemas de huevo
75 gramos de azúcar
200 gramos de chocolate negro

Elaboración:

En una cacerola, hervimos la leche con el azúcar invertido y la leche en polvo.
Agregamos las yemas de huevo previamente batidas y mezcladas con el azúcar.
Dejamos cocer a fuego suave (sin que hierva) hasta que la crema se espese. Incorporamos el chocolate negro cortado en trozos, dejamos que se enfrié.

Ponemos en la heladera unos 40 minutos, después metemos en el congelador mínimo toda la noche.


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada